El extraño del bus

Cuenta la leyenda que todos los días en el autobús 32 se sube un extraño hombre, lo raro de todo esto es que todos los pasajeros a que diario se dirigen a su trabajo o a cualquier otro sitio ya lo han visto subir al bus, cada uno de ellos coincide en la descripción del hombre que a su vez tiene ropajes oscuros y siempre se sienta en el fondo, pero al mismo tiempo, nadie lo ha visto bajar del autobús y lo peor es que cuando lo buscan en el mismo tampoco lo pueden encontrar, entonces se dice que esta persona no está viva, solamente sube, pero no baja, ni está visible mientras viaja